Purita Campos ha sido una de las más talentosas ilustradoras de su generación, entre sus grandes éxitos se podrían contar muchas ilustraciones que hizo para la desaparecida Editorial Bruguera, pero sin duda su nombre será siempre asociado al comic femenino pionero y más popular que en los últimos años volvió  a los kioskos, Esther y su mundo.

Los años 80  vieron maravillarse a las niñas y jóvenes, con las historias de una tierna Esther que está creciendo y que ahora en pleno siglo XXI ha vuelto  convertida en una mujer adulta, que trabaja, que tiene una hija y que se vive la vida como cualquier otra, una forma de darle a las seguidoras del comic su personaje actualizado.

Aunque Esther no fue el único personaje femenino de Purita Campos, ha sido sin duda la que más proyección ha tenido, convirtiéndose en un comic de colección y teniendo adeptos por todos lados. Lo que se ha visto aumentado con la nueva publicación que del comic ha hecho en los últimos años Editorial Salvat.