En “El Abuelo” don Benito Pérez Galdós recrea un ambiente netamente español, aunque ya en la entrada de la historia nos adelante que es un lugar desconocido, nos trae una historia en donde las condiciones sociales de su época se reflejan claramente y es que en “El Abuelo” Pérez Galdós da muestra de su gran talento, para pintar personajes y construir dialógos, tan esmeradamente que asistimos en la lectura a una historia que nos cautiva de principio a fin.

El abuelo es un rico noble español que durante mucho tiempo ha vivido alejado de su tierra, ha hecho una vida tranquila en América, pero le ha llegado la noticia de la muerte de su hijo, quien tiene dos hijas, ha dejado a la viuda con aquellas de las cuales el abuelo, sabe una es ilegítima, como ignora cuál de las niñas es, y quiere claro está de acuerdo a la mentalidad de su época querer y proteger a la que es de su sangre, echa mano de equipaje y marcha a España de vuelta.

La nuera viuda del hijo, se las arregla para convencerle que una de las niñas es la que es su nieta, con lo que logra que el abuelo se encariñe con aquella, pero no es aquella le informa al poco tiempo sino la otra, todo con el fin de que el abuelo, como sucede al final se encariñe con ambas, sin tener en cuenta que una no es de su noble sangre.

Para leer “El abuelo” pincha aquí