El pasado 11 de abril se cumplió un año de la muerte de la que los Records Guiness consideran la “escritora más leida de habla hispana” y claro también la más leida después de Cervantes y que, aunque algunos detractores consideraran las novelas “rosa” de la señora Tellado carentes de valor literario, lo que realmente cuenta como en tantos aspectos de la vida, es lo que gusta al público. Y el público de Corin Tellado abarca millones de personas durante varias décadas, sumergidas en la lectura de sus románticos relatos, predecibles sí, pero siempre interesantes, tal como gustan a la mujer de hoy, de ayer y siempre, romance, ensoñaciones, después de todo una mujer Corin Tellado,  supo llegar al corazón de todas las mujeres, porque como tal conocía el alma femenina.

¿Cuántas novelas escribió a partir de “Atrevida Apuesta”? corría el año 1946 cuando una joven Socorrin (su nombre original Socorro cambiado cariñosamente a Socorrin fue el que inspiró su seudónimo literario Corin) debutaba en la Editorial Bruguera con una novela romántica, a la que sucederían hasta 1983 muchas exitosas novelas, o sea el año en que la Editorial quebró y dejo libre el gran talento de la señora Tellado.  Hoy  la señora Tellado ya no está, he visto en alguna Vanidades perdida en casa de mucho tiempo  atrás alguna que otra de sus novelas,  realmente desde 1951 hasta su muerte,  la señora Tellado escribió dos novelas cortas mensuales que sin duda contribuyeron al éxito de la revista en América Latina.

Lo confieso adoro Corin Tellado, cuando acababa de aprender a leer, quizá no era el momento oportuno de leer a una autora romántica femenina, el ansia por conocer más me llevo a muchas Vanidades que venían a casa cada mes, y me aficioné a ella aún cuando luego me decanté por los clásicos y la sorprendente literatura contemporánea, Tellado siguió siendo para mi y creo que para muchos, la autora más entretenida y encantadora.  Y bueno ya no tenemos Corin Tellado pero tenemos muchas novelas que nos legó, literatura o no, novelas rosa o tal como dicen tantos, aún muchas las disfrutarán por mucho tiempo.

Lee “La indecisión de Leila” pinchando aquí